sábado, 22 de octubre de 2011

Amarillea todo

Con esta estación del año tan hermosa, el otoño, recordamos a José Antonio Labordeta:

Amarillea todo



Y en las hermosas luces
del otoño
oigo tu voz de nuevo
compañera
agrietando los riscos
y los valles
para seguir andando
hacia delante
con la esperanza tenue
de las lluvias.
Amarillea todo
hasta ese cobrizo azul que nos cobija
cuando octubre
y noviembre
se desgranan despacio por la tierra.
Amarillea todo
hasta esos pájaros que huyen
de las primeras voces
de la niebla.
Amarillea todo
hasta ese buen cansancio
que el camino produce
en la vereda.
Y a orillas de las huertas
como mensajes póstumos del hombre
se alzan piras de humo
y de silencio.
Sobre la tarde quieta
con los cierzos parados
al oeste
sube desde la tierra
un vaho tranquilo
que lo emborrona todo.
Y es precisamente
en esos días
cuando más te enternezco
tierra mía,
tierra de mil colores
a la que un día
dejaré que me abraces
y me duermas
sobre tu seno hondo
bajo el otoño dulce
que te anida