jueves, 19 de enero de 2012

Ibon de Marboré

En el Valle de Pineta, dentro del Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido y a 2600 metros de altitud a los pies del glaciar del Monte Perdido por su cara norte, nos encontramos este lago de montaña, helado casi todo el año (menos los meses de verano).

Aunque la subida hasta aquí sea bastante exigente, sin lugar a dudas compensa al estar delante de uno de los paraísos de los Pirineos.



Partiremos desde el valle de Pineta, desde el Parador de Ordesa y Monte Perdido y salvaremos 1300 metros de desnivel.

Es uno de los ibones mas visitados del Pirineo, tanto por su propia belleza como el lugar en que se encuentra, un altiplanicie rodeada de picos de más de tres mil metros: Monte Perdido, Cilindro, Marboré, Astazus,...



Dejado el coche en el parking, nos adentramos, por una pista forestal, en el bosque y un letrero nos indica que estamos dentro de los límites del Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido.

Pasaremos por encima del rio que baja directamente del Balcón de Pineta y que va en dirección al Parador, seguimos por la pista hasta llegar a otro puente que indicara el inicio de la senda. Parece sencillo al principio, pero el camino se estrecha y pasa a ser un sendero de alta montaña, con numerosas rocas y barro. Llevar buen calzado de montaña es imprescindible. Muchas veces el camino se bifurca, pero no debemos preocuparnos, pues siempre acaba juntándose hacia el mismo destino. Ganamos mucho desnivel de una manera constante haciendo unos zig-zags que nos llevaran hasta el Balcón de Pineta.

La vista del glaciar de la cara norte del Monte Perdido es impresionante, así como la del valle de Pineta. Seguiremos caminando hacia nuestra derecha para en 20 minutos aproximadamente llegar al ibón de Marbore.

Dificultad: Facil (sin nieve)

Tiempo: 7 horas (aprox.)