jueves, 16 de agosto de 2012

Ordesa de aniversario

El 16 de agosto de 1918, el rey Alfonso XIII dictó por real decreto la conservación de este espacio protegido, uno de los más visitados de España.

El Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido inicia su ascensión centenaria. Hoy cumple 94 años desde su declaración como Parque Nacional, el 16 de agosto de 1918.

Junto al de la Montaña de Covadonga, fue uno de los primeros espacios protegidos del mundo, una decisión que seguía el modelo deYellowstone, en EE. UU, el Parque Nacional más antiguo, que data de 1872.



Lo que es hoy, y cómo llegó a serlo, no habría sido posible sin la pasión del parisino Lucien Briet, fotógrafo, escritor y pirineísta, y del senadorPedro Pidal, marqués de Villaviciosa de Asturias y fundador de los Parques Nacionales en España.

La labor de ambos en favor de la divulgación y conservación de este entorno fue determinante para que el rey Alfonso XIII declarara, por real decreto, el Parque Nacional de Ordesa aquel 16 de agosto. Sin embargo, no se inauguró oficialmente hasta dos años después, en 1920.

A finales del siglo XVIII, el geógrafo francés Henry Reboul iniciaba las primeras mediciones de altitudes de las cumbres pirenaicas. A su vez, las publicaciones de Ramond de Carbonnières lograba atraer a numerosos viajeros de la época hasta Monte Perdido constituyéndose en pioneros del pirineísmo.

El entorno de Ordesa comprende los términos municipales de Bielsa, Fanlo, Puértolas, Tella-Sin, Torla y Broto, ubicados en la comarca del Sobrarbe. El Parque tiene una extensión de 15.608 hectáreas y su altitud se encuentra entre los 700 metros, en el río Vellós, y los 3.355 de la cima de Monte Perdido.

Además de sus grutas, simas y cañones, cuenta con el macizo calcáreo más elevado de Europa (Monte Perdido) y también es reseñable la diversidad de su flora y de su fauna, además de sus majestuosos glaciares, valles y circos.

En 1982, el Parque fue ampliado con la incorporación del Cañón de Añisclo, la garganta del Yaga, el circo de Pineta y el macizo de Monte Perdido. Este espacio protegido pertenece a la Reserva de la Biosfera Ordesa-Viñamala que la UNESCO declaró en 1977. También ha recibido sucesivos diplomas del Consejo de Europa (1988, 1993, 1998, 2003 y 2008) y es Patrimonio de la Humanidad desde 1997.

En noviembre de 2004 se traspasaron todas las competencias de gestión, hasta entonces compartidas con el Estado, al Gobierno de Aragón.