miércoles, 21 de noviembre de 2012

Poset (Tuca de Llardana)

Aunque no pertenece a nuestro valle, bien merece una mención esta montaña, segunda cima pirenaica y una de las mejores vistas del valle nos ofrece la ascensión a esta montaña de 3.375 metros de altitud.

Cae sobre los valles de Chistau, Estós y Eriste, los dos últimos en el valle de Benasque. Su nombre ha transcendido al mismo nombre de Parque Natural Poset – Maladeta. En el valle de Gistain, se le conoce como Tuca de Llardana o La Tuca.



Se asciende desde los tres valles, siendo el mas sencillo el que sube por el valle de Eriste, el mas espectacular el de Gistain y el mas clásico el de Estós por la Canal de la Pául.

Dicen que la vista desde esta cumbre es de las más hermosas del Pirineo. La ascensión requiere como todas las montañas pirenaicas unas buenas condiciones físicas.

La ascensión mas cómoda la haremos desde el Refugio de Angel Orús o d´el Forcau a 2.095 metros de altitud al que se asciende desde la población de Eriste, en el valle de Benasque y en una hora y media aproximadamente llegaremos hasta el.

Desde el refugio cogeremos el camino que asciende a la cumbre hacia el noroeste, recorriendo la ladera del refugio por un camino bien marcado. La senda atraviesa prados con piedras por debajo de la mole del Forcau (2.865 m.). A los 30 minutos aproximadamente, cruzaremos una canal seca, para poco mas adelante, girando hacia la izquierda nos introducirá en el valle de Llardaneta.

Según subimos observamos que algo mas arriba el valle se cierra en el encuentro de la Canal Fonda, barranco que viene por la derecha y que permite ascender al Poset.
Llegaremos a les Gorgues de Llardaneta (2.475) desde aquí el camino tuerce a la derecha, osea hacia el Norte para subir la fuerte pendiente de la Canal Fonda, en la que seguramente, algún nevero quedará permanente durante todo el año. A mitad de la Canal y a la altura del pequeño collado que a la derecha comunica con la cuenca del Ibón Negro (2.800 metros), la pendiente se suavizará antes de atacar la parte final hasta la Collada d´el Dién de Llardana (3.040 m.).

Aquí el camino se suaviza, deberemos torcer a la derecha recorriendo las pedrizas hacia la cresta, en una larga e interminable ascensión. Una vez en la cresta, al principio ancha, que se va estrechando hasta quedar en una arista impresionante, pero fácil de recorrer, nos quedará poco para llegar al punto geodésico que nos marcara la cima.

Tiempo: 5,30 horas aproximadamente.
Dificultad: Media